logo
Las vacaciones de Semana Santa empiezan desde la puerta de casa
11 Apr

Ya queda menos para hacer la maleta y enfilar hacia las vacaciones de Semana Santa. Por delante muchos planes, con familia o amigos, en los que no debe faltar una buena planificación del viaje que incluya paradas cada dos horas. Y por el camino, respetar las normas de circulación y al resto de conductores, olvidarse de las distracciones y pisar de más el acelerador. Al fin y al cabo, lo importante es llegar, y hacerlo al lugar que habíamos pensado.


Las vacaciones de Semana Santa suponen el mayor éxodo concentrado en las carreteras de todo el año, con una previsión de más de 15 millones de desplazamientos entre el viernes 12 de abril y el lunes 22. En las carreteras se ponen en circulación muchas ganas de desconectar, de disfrutar con amigos y familia, volver al pueblo o relajarse en la playa. En muchas ocasiones, es la primera gran escapada del año.

Teniendo en cuenta que en la Semana Santa del año pasado murieron 31 personas en las carreteras, la DGT ha lanzado la campaña Top Vacacional, en la que se muestra los tres destinos que esperan a quienes no respetan las normas: el hospital, la cárcel, o el cementerio. Y señala como principales causas los despistes, la velocidad inadecuada o el alcohol al volante.

Unas buenas vacaciones no empiezan cuando se llega al destino, sino desde la puerta de casa. Muchas veces estamos más preocupados por hacer la maleta, buscar alojamiento o actividades para hacer que del propio viaje en sí. Y la planificación debe incluir siempre lo que más importa: la seguridad de quienes van a emprender el viaje.

ANTES DE SALIR, PIENSA EN PARAR

Después de comprobar el estado de nuestro vehículo, comprobando que todo está en condiciones para circular, lo siguiente es ponerse con el equipaje. Si al hacer la maleta una de las primeras cosas que hacemos es consultar el parte meteorológico para ver qué prendas vamos a necesitar, a continuación hay que planificar el viaje en sí. Tal y como recuerda Rafa Soto, CEO de Ecodriver –plan integral de Seguridad Vial Laboral-, “para evitar que aparezcan síntomas de fatiga y con ellos, disminuya la concentración al volante, hay que parar cada dos horas para descansar, o cada 150-200 kilómetros”. De hecho, la fatiga es la responsable del 20% de los accidentes, por lo que, antes de salir de casa, conviene tenerlo en cuenta para planificar por ejemplo, la hora de salida.
Tampoco hay que olvidarse de consultar el estado de las carreteras en la web de la DGT, para saber si nos vamos a encontrar atascos o condiciones climatológicas adversas, propias de estas fechas. De esta forma, se pueden tener en cuenta rutas alternativas.

EL CINTURÓN DE SEGURIDAD, EL MEJOR COMPAÑERO

Con el equipaje en el coche, la ruta planificada y las ganas de emprender el viaje hay que asegurarse con el mejor compañero: el cinturón de seguridad. “No solo es importante ponerlo, también hay que hacerlo correctamente ya que si no, disminuye su eficacia”, subraya Rafa Soto, que recuerda que siempre hay que ajustarlo tirando hacia arriba la banda superior para evitar que quede holgado. Es un gesto que salva vidas. 

AL VOLANTE, PACIENCIA Y ATENCIÓN

Aunque se intente evitar las horas punta, en muchas ocasiones será inevitable encontrarse con los temidos atascos. Entonces, nuestra gran aliada es la paciencia. Y los despistes, los peores enemigos. Hablar por el teléfono, responder a un whatsapp o estar pendiente del último post en las redes sociales supone dejar de prestar atención a la carretera, incrementando hasta en un 20% el riesgo de accidente. Consecuencias: las distracciones están detrás de uno de cada tres siniestros mortales. El objetivo es que todos tengamos presente: al volante, 100% atención, 0 distracción. Por ello la Guardia Civil investigará, en caso de accidente grave, si los conductores implicados han utilizado el móvil en los momentos previos.

NO TE PONGAS HORA DE LLEGADA

Atascos, paradas varias… y pensando en llegar como sea. La mejor idea en ese caso no es pisar más el acelerador. Y no por la multa que pueda implicar si nos ‘caza’ alguno de los más de 1.400 radares , 264 vehículos camuflados, 10 helicópteros o 8 drones con los que cuenta la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil para esta Semana Santa. Es por la seguridad de todos, ya que una de cada dos salidas de la vía se debe a velocidad excesiva. No te pongas hora de llegada ¡hay mucho tiempo por delante para disfrutar! Es mejor centrarse en el camino sin olvidarse, además, que desde febrero la velocidad en las carreteras convencionales se ha limitado a 90 km/h.

ALCOHOL: 0,0

Según la DGT, cuatro de cada diez fallecidos en accidentes en la carretera durante la Semana Santa superaba los límites permitidos. Hay que pararse a pensar antes de ponerse delante del volante, ya que una copa de más puede llevarnos a donde no queremos. Y tal y como os contamos en este post, con el alcohol no hay trucos que valgan.

Con la vista puesta en las vacaciones, hay que poner la cabeza a lo que pasa delante del volante. ¡Buen viaje de ida y vuelta!